Jenófanes de Colofón

Biografía de Jenófanes de Colofón

 Jenófanes de Colofón fue un poeta elegíaco y filósofo griego. Nació en Colofón, ciudad costera de Asia Menor,

en el año 570 a. C. Esta fecha es conocida gracias a un escrito suyo recogido por Diógenes Laercio, en el cuál nos cuenta como a la edad de 25 años, tuvo que abandonar su ciudad al ser ésta conquistada por los medos.

A partir de ese momento comenzaría una vida viajera en la que se ganaría la vida como rapsoda y poeta cantando los versos homéricos y sus propias composiciones.

Durante estos viajes Jenófanes tuvo contacto con otras culturas, lo cual desarrolló en él un profundo espíritu crítico, además de una visión más amplia de la realidad, proporcionando nuevos horizontes culturales y hacen posible diversidad de influencias.Jenófanes de Colofón 

Sus viajes concluirán en Italia, concretamente en Elea, ciudad en la que fundó la escuela eleática, cuyos conceptos filosóficos fueron más tarde ampliados y sistematizados por su discípulo, el pensador griego Parménides.

Jenófanes suscitó una importante polémica en torno al politeísmo y la concepción antropomórfica que los griegos tenían de los dioses, burlándose así de Hesíodo y

Homero, los cuales, según él, habían transferido a los dioses los peores atributos de los hombres.

 

Él es presentado, a través de sus obras, como un crítico de la sociedad y de alguno

de los productos mentales que le sirven de alimento. Por eso reaccionó ante la religión

que enmascaraba en su forma y en su uso determinados intereses.

La mayoría de los testimonios de los doxógrafos están de acuerdo en indicar que

su vida fue larga: Luciano dice que vivió 91 años, mientras que Censorino dice que

pudo vivir más de cien años. A partir de estos datos los filólogos han calculado la fecha

de su muerte, la cual es más o menos situada  antes de 470 a. C.

 

Filosofía de Jenófanes 

  • Jenófanes (570 – 475 a.C.) critica los antropomórficos dioses homéricos, diciendo que son una invención humana, corrupta y que no pueden ser usados como ejemplo moral. Propone un único dios sin parecido humano esto ha sido la primera señal de la teología filosófica.

    En cuanto a la física y cosmología, explica que los elementos celestes eran nubes en ignición, y vemos que toma como arjé (elemento primordial de la realidad) el elemento ápeiron(principio y origen de todas las cosas). Precursor del pensamiento moderno, deduce del hallazgo de fósiles marinos en montañas, el hecho de que la tierra debió estar cubierta de agua, o un elemento fangoso. Además, expone que todos los seres vivos proceden del barro.

    Jenófanes es considerado el fundador de la teoría del conocimiento, diciendo que la verdad consiste en la correspondencia (equivalencia o simetría que existe o se establece entre dos o más cosas) de aquello que decimos con la realidad, pero no tenemos ningún medio para saber cuándo dicha correspondencia se da o no. Distingue la verdad, que es objetiva; de la certeza, entendiendo ésta como un saber subjetivo.

 

Cosmología y anécdotas

Jenófanes es continuador del pensamiento de la historia Jónica. A la cual pertenecen los primeros filósofos donde destaca Homero.

En esta filosofía, Tales parte del agua como inicio de la vida. Así como para Anaxímenes, que es el aire. Para Jenófanes, no existía un elemento visible que fuese origen del comienzo de la naturaleza primordial.

Aecio y Sexto Empírico citan que Jenófanes entiende que la Tierra es el principio y fin de todas las cosas. Pero Aristóteles desmiente estas palabras ya que dice que ningún pensador había atribuido a la Tierra como carácter de elemento primordial.

Según Filópono, Jenófanes consideró como principio lo seco y lo húmedo. Los cuales son representados como tierra y agua. El agua, tiene como fuente el mar que a su vez, es el origen de un conjunto amplio de fenómenos celestes y geográficos como son: el viento, las nubes, la lluvia y la corriente de los ríos.

Las nubes, son el origen de los astros incluido el Sol. El cual Jenófanes explicaba que su creación era debido a un fenómeno formado por la reunión de partículas ígneas (se produce cuando el magma se enfría y se solidifica) procedentes de las nubes. Y la creación de las nubes producida por la evaporación del mar.

El Sol también lo definió como único. Es decir, que cada día aparecía un Sol nuevo y seguía un recorrido rectilíneo y no circular.

Lo seco y lo húmedo, o la Tierra y el mar como opuestos, para Jenófanes estaba relacionado. Ya que el mar disuelve la Tierra hasta convertirla en barro donde al final de dicho ciclo, todos los hombres mueren. Y a continuación, se produce un proceso inverso de solidificación. Dicha solidificación fué sugerida debido al goteo en cavernas donde se habían formado estalactitas.

Según la cosmogonía tradicional, el cosmos se dividía en tres partes: el Tártaro, la Tierra situada en el centro y el Cielo. Jenófanes sin embargo concibe que la profundidad de la Tierra era indefinida y no estaba marcada por el límite del Tártaro y el Cielo.

 

Por último, tenemos que destacar la crítica de Jenófanes hacia los antropomórficos dioses de Homero. Ya que los entiende como una invención humana, corrupta y que no debe de ser usado como ejemplo moral. Es por ello que propone un único dios sin parecido humano.

Obras y frases célebres de Jenófanes

Según algunas fuentes, no se tiene constancia de ninguna obra de Jenófanes terminada, por lo que se piensa que durante la antigüedad se perdieron. Solo se conservan algunos fragmentos de sus obras gracias a autores posteriores. Lo que se conserva a día de hoy no supera los ciento veinte versos, las citas se conservan gracias a autores como Diógenes Laercio, Aulo Gelio, Sexto Empírico, Simplicio, entre otros.

 

Según Diógenes Laercio, Jenófanes escribió 2000 versos sobre la fundación de Colofón y la colonización de Elea. Este dato no es muy fiable, como tampoco lo es que haya escrito una obra titulada “Sobre la naturaleza”. Sus fragmentos han sido interpretados de múltiples maneras, algunos estudiosos le han dado importancia a ciertas declaraciones, como las relativas a la naturaleza del mundo, mientras que otros historiadores se han centrado en otros aspectos, como las reflexiones sobre teología.

 

Dado estas interpretaciones la figura de Jenófanes y su posición en el conjunto de los presocráticos ha ido entre dos polos:

– Por un lado ha sido considerado como uno más de los filósofos jónicos, ocupados en la búsqueda del primer principio al modo de Tales de Mileto.

 

– Por otro lado ha sido asociado a la escuela eleática, considerado bien como precursor de la misma o bien directamente como fundador.

Frases célebres de Jenófanes de Colofón

  • Se necesita un hombre sabio para reconocer  a un hombre sabio.
  • Todas las cosas vienen de la tierra, y todas las cosas terminan por convertirse en tierra.
  • Es mejor nuestra sabiduría que la fuerza del hombre y del caballo.
  • Dios hace temblar con su mente todas las cosas.
  • La verdad pura, ni la ha visto ni la verá ningún hombre.

Add Comment